Mal, muy mal la selección Mexicana. No pudieron superar a un equipo muy inferior, ni siquiera teniendo ventaja numérica.
 
Es verdad que Angola se cerró atrás, es verdad que el arbitraje fue regular, es verdad que los angoleños paraban todas las jugadas con falta, pero si queremos aspirar a cosas grandes en el mundial no podemos jugar tan mal como hoy.
 
Sinha por debajo de su nivel. Torrado y Arellano, completamente perdidos. Omar Bravo muy impreciso, igual que el Guille Franco. Los extremos con poca ambición. Buen partido de los que siempre juegan bien: Márquez, Osvaldo, Salcido. Pero el futbol es un juego de 11.
 
Me temo que lo que vimos el domingo contra Irán fue más bien la excepción. Contra Angola vimos al mismo equipo ineficaz e impreciso que jugó contra Francia y Holanda.
 
A ver cómo nos va…
Anuncios