Siguiendo los pasos de Ricky Martin tenemos a Tiziano Ferro, estrellita fugaz que se hizo más famoso por criticar a las mujeres mexicanas que por sus canciones y que esta semana, al igual que Ricky Martin, ha decidido salir del clóset (no sabemos si del mismo clóset.) Es decir, aceptó su homosexualidad ante los medios.

Recordemos que Tiziano Ferro logró dudosa fama al afirmar que las mujeres mexicanas eran “bigotonas”, con lo que de inmediato se ganó la antipatía de todos nosotros, acomplejados mexicanos. Pero ahora entendemos que en realidad se trataba de un piropo, pues nos damos cuenta que el italiano se siente atraído por los bigotes.

Ahora sí, mis bigotoncitas paisanas, ya tienen un buen pretexto para obtener revancha. Dense vuelo con “don Tizzi”.

.

Anuncios