Las estadísticas no mienten. No importa cuánto me esfuerce para lograr una elaborada prosa poética, un comentario mordaz o una observación rebosante de agudeza verbal (sin lograrlo.) Las visitas a mi blog aumentaron en cuanto agregué una foto con unas bebas porristas.

Pues al buen entendedor, pocas palabras. Y como normalmente yo entiendo a la primera, aquí les traigo otra aficionada panza verde. Enjoy.

.

Anuncios